31.12.09

2010, un año sin mucha historia

Como en política ni todo está por hacer ni todo es posible, el 2010 traerá lo que suelen traer los años. El hombre seguirá siendo un animal político y vivirá en una sociedad (cerrada) con tantos enemigos como convicciones. Los estados lucharán para defender sus intereses y ampliar su soberanía. El gobierno mundial seguirá siendo una ilusión perversa y la Onu igualmente indigna de sus ideales. Progresarán los derechos humanos allí dónde progrese la democracia liberal. Nuestra seguridad será nuestra libertad. Continuará la eterna lucha entre civilización y barbarie. La prudencia seguirá siendo la mayor de las virtudes políticas y lo más sensato, tratar de no  sorprenderse demasiado por las  decepciones.

Artículo publicado en Factual
.